25 de diciembre de 2013

FELIZ NAVIDAD (LA GUERRA TERMINO)


FELIZ NAVIDAD (LA GUERRA TERMINO)

John Lennon originalmente la escribió para protestar contra la Guerra de Vietman, dentro de la campaña War is over! (If you want it) que Lennon y Ono llevaban promoviendo desde 1969, aunque tras la muerte de Lennon el 8 de diciembre de 1980, se reeditó y se ha convertido ya en todo un símbolo navideño. Como podéis comprobar, la frase de la campaña es la que suena en el coro de niños del Harlem Community Choir, Nueva York, EEUU.






"...tras un verso o canción, siempre hay una historia..." 

17 de diciembre de 2013

EL HOMBRE DE MI VIDA



Su boca, una cereza escarchada,
que da a luz vocales de vainilla.
Dos mejillas de rosa porcelana,
la más china nariz de plastilina.

Su piel, de azúcar glass nevada.
Las cosquillas de mi alma son sus risas,
sus lágrimas, astillas infectadas
que hilvanan y zurcen mi sonrisa.

Sus ojos: Dos Picassos clandestinos,
su frente, robada de ángel querubino.
Sus manos, que hablan por los codos,
me soplaron éstos versos al oído.

Su imagen tatuada en mi retina,
si tengo alguna cita me la arruina!
No hay mujer que se lo haga en mi cama,
como la desarma el hombre de mi vida.

Porque él es mi “Gulliver"...
y a mí me encontró en la calle,
y, padre no hay más que alguno,
que a veces le da pan duro,
y él me da todo a granel.
Se me ofrece de Canguro!
y me devuelve a mi niñez...
fingiendo que ya es maduro.

Su inocencia es culpable mis colmos,
del atraco a mano escrita de éstas penas,
de los globos pinchados del agobio,
de mi lengua depilada a la cera.

Sus cuentos hacen aguas en mi boca.
Si hay viento, se lo guarda en una bolsa,
me comentan que, convence a las tormentas
de que pasen, sin llover, de Oca en Oca.

Esos viernes que se queda de Rodríguez,
me borra las fatigas con un Típex,
me esconde la tristeza en no sé donde,
y me clava en mi memoria un imperdible.

Si se va… me entra ésta maldita “Gripe”
de escribirle lo que siento, sin decirle,
que los techos se me caen por cada beso
que me roban, por el hecho de ser libres.

Elgran Ausente.




Nota Curiosa: Invierno de 2004, "El Gran Ausente" título original de ésta poesía-canción, dedicada a mi hijo, escrita y compuesta por un servidor. Posteriormente, cuando en las Comunidades msn y mesenger, se utilizaban seudónimos o alias, empecé a utilizarlo a la hora de firmar mis escritos, versos, rimas y poemas. Hoy, El Hombre de mi vida/El Gran Ausente, mi hijo, es su cumpleaños.




AGREGA TUS POST Y PROMOCIONATE AQUÍ, EN "LA PLUMA"

29 de noviembre de 2013

VERSO A METRO, METRO A VERSO



Ay… si la distancia fueran versos
y los kilómetros palabras,
y los pensamientos karma
tuviesen email o correo.
Escribiría, metro a metro,
todo santo o malevo día,
en la orilla blanca del cielo,
y al caer la tarde, vernos,
en la fila de entrada al infierno.
Y si la noche echa su velo,
susurrarte cada uno de ellos.
Sentenciado a escribir versos
para amarte y ser amado,
día a día y metro a metro.


Elgran Ausente.

24 de noviembre de 2013

HISTORIA DE REBECA: LA LOCA DE SAN BLAS



LA HISTORIA DE REBECA: LA LOCA DE SAN BLAS 

La canción de Maná, "El muelle de San Blas", era de una historia real. Este fin de semana tuvo su final con la muerte de su protagonista, Rebeca Méndez Jiménez, una mujer de 63 años que desde 1971 esperaba en el puerto el regreso de su novio, un joven que salió a pescar y jamás regresó. La mujer fue homenajeada por los pobladores de Puerto Vallarta, donde se convirtió en un símbolo por la espera de su amor. Fueron más de 41 años que esperó a su amado Manuel, quien salió de pesca. Sin embargo, quedó atrapado por un huracán que azotó el mar. Nunca más se supo de él y tampoco se encontró su cuerpo. Estaban a una semana de casarse. El golpe fue tan fuerte para Rebeca que desde el día que desapareció Manuel, lo esperó con su traje blanco. Bien fina ella. Con esa elegancia vendió dulce a los turistas en el Muelle de San Blas. Allí fue que el líder de la banda, Fher, la conoció en la década de los noventa. Se interesó por su historia y la convirtió en una de las más hermosas canciones de Maná. El cuerpo de Rebeca fue incinerado y sus cenizas arrojadas al mar en búsqueda de su gran amor por las autoridades de Puerto Vallarta, quienes piensan levantar un monumento donde la mujer esperaba a su amado con el fin de recordar por siempre esta maravillosa historia. 


Como suelo decir, detrás de cada verso o canción, siempre hay una historia...


Elgran. Ausente.




AGREGA TUS POST Y PROMOCIONATE AQUÍ, EN "LA PLUMA"

19 de noviembre de 2013

MEJOR QUE NADIE



Se me olvidó quererte,
como hubieses querido,
se me pasó besarte
asaltarte a traición.
Me olvidé de abrazarte,
pellizcarte al descuido,
se me fue el santo al cielo
y no quiero, y no puedo,
darte otra explicación.

Se me olvidó contarle
al oído a tu ombligo,
que soy mejor que nadie
extraviando cumplidos,
se me olvidan las fechas,
cenas y compromisos.
Y no voy de filigranas,
-ni ganas -
voy de mal a peor.

Despegué paso a paso
el tiempo recorrido,
encontré otro fracaso
que lo doy por perdido.
Pero Ángel o Demonio
hay algo que no olvido:
Que tu eres Inolvidable,
como bolero pegadizo…
¿Quién cantaba la canción?


Elgran Ausente.









13 de noviembre de 2013

"DAME LA ESPALDA"



Dame la espalda ahora y siempre,
si te preguntan yendo al lado

juego al veo veo sin verte,
con trampas lo mismo te gano.

Dame esa metálica espalda,

y úntate de aceite las ideas
Y escribir versos en tus nalgas,
y leerte otros nuevos a ciegas.

Dame esa espalda, venenosa,
que mi pecho moja y cae en falta
antes que la noche sea impropia,
en las tardes de ocasos malvas.

Y suelto tus cabellos, tus manos,
desbordada espalda en cascada,
caballos sin riendas ni bocados
aran corazones y playas.

Hundir la garra en tus costillas
ver el cielo raso en la cala,
el swing de olas nos excita
sin vernos saber que no hay calma.
  
Elgran Ausente.





 este "

4 de noviembre de 2013

• EL CELO DEL DEMONIO • 2.7



Será escueto este testimonio,
como largo y ciego mi castigo.
No fue amor, ni despecho, ni 
odio, 
fue mi terco inolvidable olvido.

Este mal que bien, no es transitorio,
hoy puedo rubricarlo, lo afirmo.
Ama de llaves del monopolio,
del ser ausente de mi vacío.

Su labio flamenco y babilonio, 

arcos anulando el pensamiento
cabriolas con celo de demonio
y en su beso, yo, un ángel caído.


 Elgran Ausente. 

Texto retocado por Josetxu Errekerre, Calle Llagarto, primera 2017